Sodio y Salud Cardiovascular

Ingesta diaria de sal

La OMS recomienda una ingesta máxima diaria de sal de:
2 g para los niños entre 1-3 años
3 g para los de 4-6 años
4 g para los niños entre los 7-10 años
5 g para los adultos

Exceso de sodio en la salud

El organismo no puede vivir sin sal, son muchas las funciones que realiza: proporciona al cuerpo el cloro y sodio necesarios para el equilibrio hídrico del organismo y para la actividad muscular y nerviosa.

El problema es que los alimentos que ingerimos preparados tienen gran cantidad de sal oculta, de tal forma que la ingesta de sal diaria consumida es 9 gramos/día, una cantidad muy por encima de la recomendada por la OMS (5 gramos/ día, en el caso de los adultos).

Un aumento del consumo de sal supone un aumento de sodio en nuestro cuerpo, recibiendo éste más cantidad del que puede metabolizar. Esto conduce a una retención de agua, aumentando el volumen de la sangre, por lo que obliga al corazón a realizar un esfuerzo adicional para bombear ese volumen de líquido superior al normal. El esfuerzo que en estos casos realiza el corazón, se traduce en un aumento de la tensión arterial (hipertensión).

Sin embargo, un abuso de la sal no es determinante de la hipertensión, sino que existen también otros factores responsables:

  • Herencia genética
  • La edad
  • Peso corporal
  • El stress
  • El tabaco
  • El alcohol
  • Insuficiente consumo de potasio (bajo consumo de frutas y verduras)
  • Estilo de vida sedentario

¿Cómo reducir el consumo de sodio en la dieta?

La solución es: SAL DIETÉTICA COMENSAL con un 66% menos de sodio que la sal común, indicada para aquellas personas que precisen reducir el consumo de sal, pues junto con una dieta sana y equilibrada disminuye el riesgo de aumento de la tensión arterial. Está enriquecida con Calcio que es un mineral necesario para el crecimiento y el desarrollo normal de los huesos en los niños.


¿Deseas saber más?